EL TRABAJO CONJUNTO DE PROFESIONALES DEL DERECHO Y LA PSICOLOGÍA: UNA FORMA DE MINIMIZAR LAS CONSECUENCIAS NEGATIVAS DEL DIVORCIO EN LOS HIJOS

Teresa Sánchez Yunta, Ignacio Bolaños Cartujoz
Universidad Complutense de Madrid

Resumen

El divorcio supone un evento vital que afecta a todos los miembros de una familia y tiene especial incidencia sobre la vida de aproximadamente 75.000 niños al año en España, con las consecuencias que ello conlleva para estos. Es habitual que las parejas que se separan (los padres cuando hay hijos menores) soliciten la intervención de un abogado para gestionar el proceso lo más eficazmente posible. Pero sabemos que el divorcio no trae consigo únicamente consecuencias legales (como la división económica y material), sino que también afecta al bienestar psicológico y social de quienes lo viven, siendo los niños los que presentan una mayor vulnerabilidad ante su impacto. Por tanto, habría que tener especial cuidado en la forma de afrontar este proceso desde las diferentes partes implicadas, incluidos los profesionales que pueden tener una mayor relevancia en su desarrollo, como son los abogados y psicólogos. Con este trabajo pretendemos defender una forma diferente de intervención.

PALABRAS CLAVE: separación y divorcio, repercusiones hijos, colaboración profesional, Derecho y psicología.

Abstract

Divorce is an event that heavily affects approximately 75,000 children a year in Spain, together with the consequences that involves. Parents always request the help of a lawyer to speed up the process as much as possible, but divorce is not only an economic and material separation / division, it also affects the psychological and social well-being of those who are involved in it and therefore special advise should be taken regarding how to deal with the process in order to help everyone who is involved, including the lawyer. With this piece of work, we aim to emphasize the importance of new forms of intervention.

KEYWORDS: Separation and divorce, repercussions for children, professional collaboration, law and psychology.

Volver al articulo